Ad

Enésima exhibición del argentino que empezó su particular festival temprano en el partido, anotó doblete y sirvió otro para el gol debut de Dembelé en la competencia.

El Barcelona ha calificado a los cuartos de final, no importa cuando leas esto. El conjunto catalán será el rival a vencer en esta edición de la Champions League simplemente por una razón, ellos tienen a Leo Messi y el argentino está completando una de sus mejores temporadas que se recuerden. Pero también es un poco injusto decir que esta es de las mejores temporadas de Messi, porque el ’10’ realmente casi siempre hace todo bien. La gran diferencia esta temporada, es que el entrenador Ernesto Valverde ha sabido ordenar un equipo defensivamente casi imbatible y esto hace que los futbolistas del frente brillen mucho más porque no tienen qué preocuparse tanto en no rendir en la parte de atrás. Incluso toda la línea del frente está totalmente comprometida con la causa, se les ve metidos en el partido y recuperando balones en su propio campo para ganar el partido.

Ad

Pero este fue el partido de Messi, que una vez rota la maldición de no anotarle al Chelsea todo se le acomodó perfectamente para incrementar el número de goles ante los Blues. Con el nacimiento de tu tercer hijo Ciro, Messi estaba inspirado y apurado por dedicarle un gol lo más pronto posible. La atmósfera era ideal para lograrlo, ya que la grada del Camp Nou había levantado un impresionante mosaico en el que aparecía Messi con la siguiente leyenda en inglés: “Larga vida al Rey”. Al ’10’ no le hizo falta más motivación, tardó apenas dos minutos en anotar su gol después de un error defensivo de Marcos Alonso y otro de Thibaut Courtois para definir por debajo de las piernas del arquero belga. La fiesta de Messi había empezado temprano en el partido, se venía una noche amarga para el Chelsea.

En el minuto 20 llegó una pérdida de balón de Cesc Fábregas que Messi aprovechó para tomar el balón en tres cuartos de campo, el argentino se limpió a dos defensores y le puso un balón a Dembelé con espacio para que el francés anotara el primer gol en Champions de su carrera profesional. El partido parecía definido, ya que se veía muy difícil que el Chelsea le anotar dos goles a un equipo que ha recibido el mismo número de tantos en todo el torneo. Antes del descanso, hubo una jugada en la que a Gerard Piqué no le cobraron un claro penal sobre Marcos Alonso y esta jugada pudo cambiar el rumbo del partido un poco. Pero después del descanso, Messi terminó por sentenciar la eliminatoria a la hora de partido gracias a un pase de Suárez y con otra definición entre las piernas de Courtois. Este Barcelona es el rival a batir, sin duda alguna un gigante entre gigantes.

¿Cómo definirías el partido de Messi y qué rival te gustaría más para el Barcelona en cuartos de final? ¡Danos tu opinión en la sección de comentarios!

Ad
SHARE
Previous articleChampions League: Cuidado con el Bayern de Heynckes
Next articleAlmeyda se pone a disposición de Paco Gabriel de Anda
Pavel Ibarra Meda es un periodista, escritor y creador de contenido deportivo, cultural y filosófico con ocho años de trayectoria en medios digitales. Entre las principales empresas para las que ha trabajado se encuentra Goal.com (Perform Group), Data Sports Group y Underdog Global Sports. Durante su carrera decidió aprovechar el conocimiento que ha desarrollado gracias a su amor por la cultura y en 2015, junto a un colega suyo inauguró un website de periodismo cultural llamado Kinofilia (www.kinofilia.org). Sin embargo, Pavel no se ha alejado del periodismo deportivo ya que fue el primer género periodístico en el cuál incursionó. En Liga MX News, podrás ver contenido semana tras semana escrito por Pavel, con el análisis más agudo y provocativo sobre el panorama futbolístico nacional e internacional.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here